Lope Hernán Chacón: Reseña de “Alice Adams”, de Booth Tarkington

Lope Hernán Chacón: Reseña de "Alice Adams", de Booth Tarkington

“Yo creo que sólo los chiquillos pueden ser “alegremente” felices. Creo que cuando somos mayores, nuestros momentos de mayor dicha son como el que acabo de vivir: como si uno oyera una música suave y dulce, pero muy triste.”

El libro

Título: Alice Adams

Autor: Booth Tarkington

Año de publicación: 1921

Nº de páginas: 424

 

La historia

Novela ganadora del premio Pulitzer en 1921. Alice, una
joven de clase media, aspira a escalar socialmente, para esto aprovecha
una invitación a cenar donde conoce a Arthur, quien es el candidato
ideal para que los sueños de la joven se hagan realidad. Situada en los
albores del siglo xx, Tarkington nos presenta esta historia, llena de un
fino humor, en el que la ironía se aprecia a lo largo de las páginas.  (Fuente: Casa del libro)

El autor

Lope Hernán Chacón: Reseña de "Alice Adams", de Booth Tarkington

Newton Booth Tarkington (n. 29 de julio de 1869, Indianápolis, Indiana, Estados Unidos – m. 19 de mayo de 1946, Indianápolis), novelista y dramaturgo estadounidense.

Famoso por sus conceptualizaciones satíricas y algunas veces románticas de las personas del Medio Oeste, representadas en descripciones humorísticas de niñez y adolescencia, cuyas obras representativas son: Penrod (1914), Seventeen (1916) y Gentle Julia (1922).

La trilogía Growth (1927), incluye la obra The Magnificent Ambersons (premio Pulitzer en 1918; película en 1942), que plasma la decadencia de una familia que alguna vez fue prominente y poderosa.

Alice Adams (1921; filme en 1923 y 1935), un minucioso estudio de la conducta, es quizá su novela más admirable. (Fuente: wikipedia

Valoración personal

Una novela magnífica. Un drama familiar que deja huella. Uno de esos libros que te dejan reflexionando durante días. En Alice Adams Booth Tarkington narra la historia de una joven de clase media que aspira a mezclarse con la élite de la sociedad de su localidad natal. A través de las andanzas de la bella Alice, Tarkington realiza un vívido retrato de la sociedad de la época (principios del siglo XX), tocando temas fundamentales como el racismo, la ludopatía y la importancia de la verdad.

Tarkington canaliza no sólo las ganas de la joven por alternar con la flor y nata de la sociedad de su ciudad, sino también el ansia de su madre por escalar socialmente. Así, pues, el personaje de Alice se define tanto desde la perspectiva de lo que ella espera de la vida, como desde el punto de vista de todos aquellos que mantienen en la joven sus esperanzas para ver cumplidos sus sueños. Sin embargo, y en contra de lo que pueda parecer, Alice no es una típica mujer florero, sino que va madurando y evolucionando a lo largo de la obra, amoldándose a todas las situaciones de la vida. Una mujer valiente, un personaje fuerte, con tintes feministas, que busca su sitio en el mundo, más allá del rol de ama de casa al que la relega la sociedad.

Tarkington no sólo logró crear una protagonista de excepción, sino que además perfiló un conjunto de entrañables personajes secundarios que, sin duda, perdurarán largo tiempo en la mente del lector. La señora Adams, que vive la vida a través de su vástagos, el señor Adams, que semeja una suerte de Pepito Grillo en tan alborotado seno familiar, Walter, el díscolo hermano de la joven, o el señor Rusell, su aparentemente fiel pretendiente, dibujan una completa e interesantísima sátira social que arremete contra la ambición, en general, y contra ese empeño particular de escalar socialmente de la clase media trabajadora durante el boom industrial. Tarkington examinará las decisiones tomadas por todos y cada uno de estos personajes y mostrará al lector las consecuencias éticas de sus actos.

Norteamérica. Principios del siglo XX. Esta ambientación espacio-temporal llevará a Tarkington a poner de manifiesto una de las características más destacables de la coyuntura social en que se enmarca su historia: el racismo. Estamos en una época de segregación, en que negros y blancos viven en distintos barrios, se desplazan en distintos transportes e incluso acceden a los locales por distintas entradas. 

“La verdad, por regla general, es sencilla: y su término opuesto, la mentira, también debe serlo para resultar eficaz; pero los que practican esta última, como Alice, suelen ser personas impulsivas y, como ella, a menudo se ven envueltos en sus propias redes.”

A pesar de los años transcurridos desde que Tarkington redactó el primer manuscrito de Alice Adams, ni su prosa, poco dada a florituras, ni la historia que se nos cuenta, parecen

acusar el paso del tiempo. Aunque el autor se vale fundamentalmente de vocabulario y estructuras sintácticas sencillas, no pierde en ningún momento su elegancia característica y logra crear una novela de fácil lectura, con un final sobresaliente. 

En resumen, Alice Adams es un interesantísima novela de personajes con una heroína memorable, un relato moralista que invita a la reflexión. Tarkington realiza un brillante análisis de la sociedad de las primeras décadas del siglo XX, condenando someramente las falsas pretensiones, los engaños y los fingimientos y, sobre todo, recalcando la importancia de decir la verdad en un mundo donde nadie parece decirla. Una novela excelente. 

Adaptación cinematográfica

Lope Hernán Chacón: Reseña de "Alice Adams", de Booth Tarkington

La novela de Booth Tarkington fue llevada a la gran pantalla en 1935 por el cineasta Geroge Stevens. Conocida en España como Sueños de juventud, la película está protagonizada por Katherine Hepburn y Fred MacMurray y en ella se despoja a la historia ideada por Tarkington de toda crítica social, para convertirla en un mero drama romántico. 

Puntuación: 5/5

Aprovechamos esta entrada para haceros llegar a todos nuestros mejores deseos en estas fechas. ¡Feliz Navidad y próspero 2017! Y ojalá que el año que entra venga cargado de grandes aventuras e interesantes lecturas. 

Ver fuente